FELIPE III VIAJA A ZARAGOZA PARA JURAR ANTE LAS CORTES

El 12 de septiembre de 1599 llegó a Zaragoza el rey Felipe III (1598-1621) y residió en el palacio arzobispal hasta el 22 del mismo mes.

Felipe III nació en Madrid en 1578 y era el hijo del rey Felipe II (1556-1598) y la reina Ana de Austria (1570-1580). Tras la muerte de su padre, se convirtió en el nuevo rey de España en septiembre de 1598. Unos meses después, en la primavera de 1599, Felipe III contrajo matrimonio con Margarita de Austria (1599-1611), en la ciudad de Valencia. De allí partieron a Barcelona donde celebraron Cortes. Tras su estancia en la ciudad condal, la idea era ir a Zaragoza para jurar como rey ante las Cortes de Aragón, a través de la ruta por Tarragona. Sin embargo, debido a las enfermedades y epidemias de algún pueblo cercano, se decidió volver en barco a Valencia y de allí seguir retomar el camino.

Retrato de Felipe III realizado en 1606 por Juan Pantoja de la Cruz. Se conserva en el Museo del Prado.

Retrato de Felipe III realizado en 1606 por Juan Pantoja de la Cruz. Se conserva en el Museo del Prado.

Su llegada a Zaragoza se produjo el 12 de septiembre de ese mismo año. El recibimiento fue similar a casos anteriores, pero la entrada se realizó por la Puerta del Ángel ya que venían de Valencia y no de Castilla. La ciudad recibió con palio a sus majestades y a su séquito (en esta ocasión el conde de Sástago, como camarlengo, portaba el estoque desnudo como símbolo del poder real), acompañándoles hasta la catedral para realizar el juramento como rey de Aragón, donde fueron recibidos por el arzobispo.

La jura se desarrolló de igual manera a como lo habían realizado sus antecesores: en el altar mayor de la catedral de San Salvador, arrodillado ante el sitial, al igual que todos los asistentes. Posteriormente, se alojaron en el palacio arzobispal, donde se sitúa el Alma Mater Museum. Aquí se hospedaron hasta el 22 de septiembre, cuando partieron camino de Madrid.

Durante su estancia en la ciudad, los reyes disfrutaron de diferentes divertimentos como paseos de máscaras, los cuales vislumbraban desde la casa del prelado, fiestas de toros y juegos de cañas, y el día de san Mateo (21 de septiembre), un torneo a caballo.

A partir de Felipe III comienza el reinado de los “Austrias Menores”. Este título alude a la decadencia del siglo XVII español posterior al auge del siglo XVI con las monarquías de Carlos V (1516-1556) y Felipe II (1556-1598).

 

Como comenta Ana María Preckler, Felipe III, aunque de personalidad pacífica y bondadosa, carecía del empuje y la osadía de su abuelo y del esfuerzo y dedicación al trabajo de su padre, por lo que delegó su responsabilidad en manos de sus validos, una figura que cobra especial importancia en esta centuria. El valido no es tan solo un hombre de confianza, pues poseía mucho más margen de maniobra y poder que los secretarios de la época anterior, actuando con independencia en el nombre del rey, para que el monarca pudiera dedicarse a las cuestiones palaciegas menores y a sus aficiones, como la caza, los toros y el juego, además de las fiestas. El primer valido de Felipe III fue don Francisco Sandoval y Rojas, convertido en Duque de Lerma por el rey.

Durante su reinado, intentó buscar la paz con los territorios con los que su padre había batallado, una tregua que se vio irrumpida por la Guerra de los Treinta Años (1618-1648). A pesar del declive económico, durante esta etapa comenzó el “siglo de oro” del arte y la literatura  españoles.

 

BIBLIOGRAFÍA

  • BUESA CONDE, , “La diócesis de Zaragoza. Aproximación a su historia”, en VV. AA., El espejo de nuestra historia[Zaragoza, San Juan de los Panetes, Lonja, Palacio Arzobispal, 5 octubre 1991 – 6 enero 1992], Zaragoza, Arzobispado de Zaragoza, 1991, pp. 29-65.
  • CABRERA DE CÓRDOBA, L., Relación de las cosas sucedidas en la Corte Española desde 1599 hasta 1614, Madrid, Imprenta de J. Martín Alegría, 1857.
  • GARCÍA REIDY, A., “Ocultación y presencia autorial en las fiestas por las dobles bodas reales de 1599”, El autor oculto en la literatura española. Siglos XIV a XVIII, Madrid, Mélanges de la Casa de Velázquez, 2014, pp. 77-92.

 

  • PRECKLER, A. M., “El Esplendor de las Españas (III) Los Austrias Menores: Felipe III, Felipe IV y Carlos II”, Cuenta y Razón, nº18, Madrid, Fundación de Estudios Sociológicos (FUNDES), enero-febrero 2011, pp. 35-43.
  • SERRANO MARTÍN, E., “Imágenes del rey e identidad del reino en los rituales y celebraciones públicas en Aragón en el siglo XVI”, Obradoiro de Historia moderna, nº20, Santiago de Compostela, Universidad de Santiago de Compostela, 2011, pp. 43-71.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies